Sor María del Santísimo Sacramento

Sor María del Santísimo Sacramento.
(Manuela Prensa Cano)
Ella fue una religiosa muy abierta y comunicativa. Nació en Toboso, en las llanuras de la Mancha el 25 de junio de 1887. Tuvo una formación poco común para la época: redactaba muy bien, poseía una caligrafía extraordinaria y una cultura música muy amplia.

Al cumplir los 18 años solicitó el ingreso en el monasterio de San José.

Cuando emitió los votos perpetuos, se le encomendó la música de la comunidad. Era de su responsabilidad la programación y ensayo de canciones que luego debía ejecutar el coro o en la iglesia y dar realce a algunas misas de fiesta. Daba clases de canto y solfeo a las religiosas jóvenes. Fue secretaria superiora y por tanto de la Comunidad. Tenía una bonita letra y redactaba documentos con mucha claridad y distribución inteligente del texto, propias de una mente muy despejada y ordenada.

Era una persona con una imaginación creativa brillante. Empleó muchos recursos para llevar alegría, novedad y dar realce a las fiestas y acontecimientos extraordinarios de la comunidad. Ella prestó un último y valioso servicio a la comunidad, sobre todo a las jóvenes, en la “encerrona” antes de morir. Ella fue quien dio ánimos de superación y transmitió ideas claras muy motivadas de lo que podía suceder en esa situación, morir por Cristo. Es considerada el ángel del consuelo y de la fortaleza para jóvenes en los días previos de su martirio.

(cf. «Inter Universa», Boletín de la Federación Santa Beatriz de Silva, Castilla)

Este sitio web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de ellas. Puedes cambiar la configuración de 'cookies' en cualquier momento. Política de privacidad. politica de cookies.

  
ACEPTAR